• jueves 2 de febrero del 2023

Barcelona sumará 475 casas con servicios para mayores con seis novedosas ofertas

img

Colau resalta que es una idea "vanguardista" que desea que repliquen el resto de gestiones

BARCELONA, 6 Sep.

El Ayuntamiento de Barcelona sumará 475 casas con servicios para mayores con seis novedosas ofertas que están en distintas fases de construcción con las que desean sostener la autonomía de estas personas, remarcar sus vínculos y eludir la soledad no deseada.

Lo anunció la regidora, Ada Colau, en una rueda de prensa este martes al lado de la teniente de alcalde de Derechos Sociales, Laura Pérez; la concejal de Vivienda, Lucia Martín, y la de Salud, Gemma Tarafa.

Se trata de casas sociales de alquiler protegido, propiedad del Institut Municipal de l'Habitatge (Imhab), que están reservadas para personas con mucho más de 65 años con adversidades de ingreso a la vivienda, organizados por los diez distritos de la región.

Con estas seis ofertas se acrecentará un 33% las casas con servicios para mayores en relación a las 1.433 casas y 24 ofertas que marchan hoy en día, y se ampliará la oferta hasta 1.908 pisos.

En estos pisos, amoldados y alcanzables, los clientes tienen servicios que les asisten a sostener su autonomía personal, prosperar sus condiciones de vida y postergar al límite un hipotético ingreso residencial.

Por ejemplo, tienen líneas telefónicas con Servicio de Teleasistencia, baños pertrechados para hacer más simple el ingreso y eludir caídas, enchufes ubicados a una altura cómoda o salas versátiles para lograr realizar ocupaciones comunitarias, por ejemplo.

La primera promoción que se estrenará es la de la calle Puigcerdà, en el distrito de Sant Martí, con 48 casas que prevén ingresar en desempeño el próximo enero, y en 2023 asimismo está pensado tres fincas mucho más: en Germanetes (Eixample), con 47 pisos; en Porta Trinitat Vella (Sant Andreu), con 85 pisos, y en las Casernes de Sant Andreu, con 152 pisos.

En 2024 está pensado finalizar otra promoción en la calle Veneçuela (Sant Martí), con 60 plazas, y la de la vieja Quirón (Gràcia), con 83 pisos.

El precio por mes de cada vivienda es de unos 444 euros, de los que el Ayuntamiento subvenciona el 62% del coste, puesto que entre los requisitos para entrar es tener capital cada un año o inferiores a 2,5 ocasiones del Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (Iprem).

Por lo relacionado al perfil de la gente usuarias, que abonan en función de sus capital, su media de edad es de 81 años, el 72% son mujeres y en el 81% de las situaciones viven solas.

Colau ha señalado que Barcelona es "vanguardista" en esta idea por el hecho de que impulsó este modelo de casas hace 20 años con la primera promoción, que desea que repliquen el resto de gestiones, y ha defendido el derecho de los mayores a tener un envejecimiento activo y autónomo.

Ha reivindicado que es un plan pensada en la salud de la gente, en tanto que deja la vivienda a los mayores e impide la soledad no deseada, por su parte que fomenta las relaciones sosteniendo la autonomía y la privacidad de cada individuo.

Más información

Barcelona sumará 475 casas con servicios para mayores con seis novedosas ofertas