• jueves 2 de febrero del 2023

Barcelona va a abordar "la enorme dificultad" de la verbena de Sant Joan con un dispositivo concreto

img

Bombers solicitan precaución en la utilización de la pirotecnia para impedir incendios

BARCELONA, 20 Jun.

El Ayuntamiento de Barcelona desplegará un dispositivo concreto para asegurar la seguridad, el civismo y la convivencia a lo largo de la verbena de Sant Joan, la noche de este jueves, que prevé de una "enorme dificultad" al festejarse sin limitaciones tras un par de años de pandemia.

El teniente de alcalde de Seguridad, Albert Batlle; el concejal de Emergencia Climática y Transición Ecológica, Eloi Badia; el jefe de la Guardia Urbana, Pedro Velázquez, y el jefe del servicio de Protección Civil, Prevención, Extinción de Incendios y Salvamento, Sebastià Massagué, han anunciado este lunes en rueda de prensa dicho dispositivo, que supone la coordinación de distintas servicios y que han calificado como "entre los mucho más esenciales del año".

Batlle explicó que prevén una verbena afín a la de 2019, en el momento en que contabilizaron 60.000 personas, y ha sugerido a la ciudadanía celebrarla en los ámbitos mucho más próximos para eludir aglomeraciones y también accidentes.

La Guardia Urbana sostendrá particular atención en los espacios donde se logren generar aglomeraciones --de forma previsible las playas-- y en los sitios donde haya leña, madera o materiales que logren ser utilizados para prender fogatas sin autorizaciones y en la región forestal del Parc de Collserola.

Se establecerán controles precautorios de alcoholemia y drogas en toda la localidad, van a poder efectuar limitaciones de movilidad en ciertas zonas para eludir aglomeraciones, canalizará los flujos de entrada a la playa de la Barceloneta facilitando la entrada por los extremos, y va a aumentar su presencia en el vecindario para garantizar el reposo de los vecinos.

En la región litoral se va a impedir el estacionamiento indebido de caravanas, autocaravanas, furgones y otros automóviles que se logren usar para probables campings, bien como guardes de bebidas para abastecer a los comerciantes itinerantes, o como elementos de pernocta.

Además, la Urbana inspeccionará los puestos de la región litoral y se dejará que brinden su servicio de restauración hasta las 3.30 horas; no dejará la venta ambulante no autorizada y controlará el consumo de alcohol de manera colectiva en la vía pública.

Por otro lado, se fortalecerá el dispositivo de Bombers de Barcelona, que van a prestar particular atención en la región forestal para eludir incendios y, en ese sentido, Massagué ha recordado la prohibición de efectuar cualquier actividad con fuego a menos de 500 metros de las ubicaciones frondosas de Collersola o Montjuïc.

"Nos encontramos en un instante crítico y cualquier abandono puede ocasionar un incendio", ha sobre aviso Batlle, que ha remarcado la colaboración con la Conselleria de Interior de la Generalitat para atender a sus sugerencias y dijo que están esperando de las advertencias.

Bombers ha autorizado este año 133 puntos de venda de petardos y casetas de pirotecnia y ha ratificado el encendido de cinco fogatas mayores en la localidad: tres en el distrito del Eixample, una en Sant Andreu y una en Sant Martí.

Además, el Servicio de Protección Civil, Prevención, Extinción de Incendios y Salvamento y la Guardia Urbana van a poder encender el servicio de drones a lo largo de la verbena como servicio de urgencia.

Además, el Ayuntamiento ha listo un dispositivo para asegurar la limpieza de las playas --que van a estar abiertas toda la noche-- compuesto por 91 equipos y 366 trabajadores, que asimismo se van a repartir por el ambiente de las playas: el Parc del Poblenou, Vila Olímpica, Front Marítim, accesos a la playa y en los trayectos del metro.

Se instalarán un total de 2.685 papeleras de cartón como refuerzo en la arena y en el recorrido, que se aúnan a las 238 ahora que ya están en las playas, y asimismo se instalasen 124 contenedores auxiliares.

Por último, la Guardia Urbana ha desarrollado unos recorridos seguros desde la región litoral hasta las paradas de transporte público mucho más cercanas a los actos o enorme concentraciones de personas para eludir formas de proceder de acoso o agresiones sexuales.

Asimismo, se activará un Punto Lila en las playas de Barcelona, que va a estar activo de 22 a 3.00 horas para sugerir un servicio de sensibilización, prevención y atención a las violencias machistas y LGTBIfóbicas.

Más información

Barcelona va a abordar "la enorme dificultad" de la verbena de Sant Joan con un dispositivo concreto