• martes 29 de noviembre del 2022

Catalunya comienza este lunes un curso escolar sin limitaciones, huelgas ni porcentajes de lenguas

img

Casi 1,6 millones de estudiantes comenzarán entre el primer día de la semana y el miércoles

BARCELONA, 4 Sep.

Catalunya empezará este lunes un curso escolar en el que dejará atrás las medidas por la pandemia de coronavirus, no va a tener huelgas en el mes de septiembre tras el acuerdo entre Govern y sindicatos sobre la reducción de una hora laborable a los enseñantes y sin porcentajes de lenguas en las salas tras la aprobación del decreto que fija su inaplicación.

Los centros enseñantes catalanes retornarán a la normalidad prepandémica sin máscaras, conjuntos burbuja ni máscaras, una situación que el conseller de Educación de la Generalitat, Josep Gonzàlez-Cambray, consideró en la rueda de prensa de comienzo de curso "fundamental" desde el criterio sensible para el comienzo de un curso que va a arrancar este lunes para Infantil y Primaria y el miércoles para ESO, Bachillerato y Formación Profesional.

Catalunya va a abrir el curso con 1.588.733 estudiantes, unos 5.000 menos que en el curso previo, que se dividen en 1.316.477 en régimen general, que abarca Infantil, Primaria, Secundaria, Bachillerato y grados de FP; 129.936 en régimen particular, que incluye las enseñanzas de música y artes; 61.000 en capacitación de mayores, y 81.320 en enseñanzas a distancia.

El conseller volvió a proteger el progreso del comienzo de curso una semana, que por vez primera va a ser en 5 de septiembre y que va a tener día intensiva a lo largo de todo el mes, y aseguró que en el momento en que finalice septiembre empezará un desarrollo de evaluación con la red social didáctica para poder ver qué actualizaciones se tienen la posibilidad de establecer.

Este avance del comienzo de curso piensa una hora de ocio educativo las tardes de septiembre, y el conseller recalcó que se han firmado la práctica integridad de los contratos para los monitores para contemplar ese horario.

Gonzàlez-Cambray asimismo resaltó la reducción de la ratio en P3, que va a pasar de 25 a 20 estudiantes por sala en "cerca del 90%" de las guarderías públicas, y la gratuidad de P2 para las familias en las guarderías públicas, tal como el incremento de la subvención por plaza en las privadas.

El curso se va a poner en marcha con las noticias de la Escola Balàfia-Pinyana de Lleida, por la fusión de las academias Balàfia y Pinyana; la Escola La Vila de Polinyà (Barcelona), por la fusión de Polinyà y Pere Calders; la Escola Castellfollit del Boix, por fusión de los centros Coll de Gossem y Maians, y el Institut de Logística de Barcelona.

También se integrarán a la red pública tres centros: el Institut Escola Projecte de Barcelona y el Instituto Escola Maria Miret de L'Hospitalet (Barcelona) --vieja Acadèmia Cultura--, los dos previamente concertados, y el Institut Miquel Biada de Mataró, hasta la actualidad municipal.

El curso empezará con el acuerdo a 4 días de su comienzo entre Generalitat y sindicatos sobre la reducción de una hora laborable a los enseñantes desde enero de 2023, que permitió desconvocar las huelgas que estaban previstas para el 7 y 28 de septiembre.

Este acuerdo va a suponer a la Generalitat un coste de 170 millones de euros y la contratación de 1.463 profesores y 2.009 instructores y se encontraba supeditada a la desconvocatoria de las huelgas: las horas laborables van a pasar a ser 23 en Primaria y 18 en Secundaria.

Este pacto va a suponer una tregua en las movilizaciones sindicales, que se comenzaron a lo largo del segundo período de tres meses del pasado curso, tras el acuerdo que Cambray calificó de "histórico" y que las centrales aseguraron que van a estar observadores en la negociación del resto de reivindicaciones.

Durante la rueda de prensa, el conseller Cambray recalcó: "Desde la semana próxima ningún sala de este país va a aplicar porcentajes de estudio de lenguas, ningún sala va a aplicar el 25% de español".

Subrayó que, tras un curso pasado "marcado por injerencias judiciales", se hicieron cambios legislativos que implicaron la aprobación de un decreto que fija la inaplicación de porcentajes de lenguas en las salas.

Cambray defendió que ese decreto fué "un éxito de país, que es lo que sucede en el momento en que se trabaja en exactamente la misma dirección al servicio del alumno", incidió en los criterios pedagógicos para no utilizar porcentajes por lenguas, y apuntó que van a trabajar para aumentar la utilización del catalán en los centros y la app de los proyectos lingüísticos.

El departamento envió una carta a los 27 centros damnificados por sentencias o medidas cautelares del 25% donde apunta que las recientes ediciones legislativas en materia lingüística hacen que las resoluciones judiciales sean "incompatibles".

Más información

Catalunya comienza este lunes un curso escolar sin limitaciones, huelgas ni porcentajes de lenguas

Noticias de hoy más vistas