Crónica Cataluña.

Crónica Cataluña.

El Govern de Barcelona, liderado por Collboni, busca disminuir de manera considerable los apartamentos turísticos en la ciudad

El Govern de Barcelona, liderado por Collboni, busca disminuir de manera considerable los apartamentos turísticos en la ciudad

El alcalde de Barcelona, Jaume Collboni, ha anunciado su intención de tomar medidas para reducir significativamente el número de pisos turísticos en la ciudad, especialmente en áreas con alta presión turística como el distrito de Ciutat Vella. Según él, esto se logrará a través de la nueva regulación de viviendas turísticas propuesta por la Generalitat de Catalunya, que deberá ser aprobada por el Parlament de Catalunya. Collboni ha señalado que se aprovechará al máximo este decreto para imponer restricciones a los pisos turísticos. Estas declaraciones fueron realizadas durante una entrevista en Catalunya Ràdio, según informa Europa Press.

Ante la pregunta sobre si Barcelona tiene un problema con el turismo, el alcalde ha respondido que la ciudad está llegando al límite de su capacidad turística y que no busca más turistas, sino mejores turistas. Según su opinión, esto se puede lograr destacando el atractivo cultural, gastronómico, científico y de ocio de la ciudad. Collboni ha destacado la importancia del turismo de calidad para mantener los museos de Barcelona, ya que más de la mitad de los visitantes son turistas.

En relación al pacto entre Junts y el Partido Socialista Obrero Español (PSOE) para investir al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, el alcalde ha afirmado que este acuerdo abre un proceso de reconciliación entre catalanes. Aunque ha señalado que existen muchos pactos vigentes en diputaciones y ayuntamientos de Catalunya, ha aclarado que esto no significa necesariamente que se trasladará al Ayuntamiento de Barcelona. Collboni ha negado la participación del Ayuntamiento en las negociaciones del PSOE y ha dejado claro que cualquier pacto que se haga en Barcelona será un acuerdo local.

El alcalde también ha expresado su deseo de que su partido, el Partit dels Socialistes de Catalunya (PSC), tenga la mayoría en el Ayuntamiento de Barcelona, ya que considera que 10 concejales no son suficientes para gestionar la ciudad durante cuatro años. Aunque ha reiterado su prioridad de buscar aliados progresistas, ha admitido que están explorando posibilidades con Junts debido a la disposición que han mostrado para llegar a acuerdos.

Al ser preguntado si se presentará nuevamente a las próximas elecciones municipales, Collboni ha declarado que confía en que las cosas irán bien y que considera que un período razonable para un alcalde es de 8 años.