• viernes 3 de febrero del 2023

Illa (PSC) ve una ofensa a los catalanes la "riña incesante" en el Govern

img

A Puigneró: "Usted desea que Rodalies vaya mal"

BARCELONA, 16 Sep.

El primer secretario del PSC, Salvador Illa, ha asegurado que la "riña incesante" entre los asociados del Govern de ERC y Junts es una ofensa a los catalanes y ha afeado al presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, negar la mano tendida de los socialistas para acordar.

Lo dijo este viernes en las Jornadas sobre el Autogobierno en Catalunya organizadas por el PSC y por la Fundació Rafael Campalans, en un acto al lado de la presidenta del Congreso, Meritxell Batet, y el expresidente de la Generalitat José Montilla.

"Es una ofensa no dedicar horas a encargarse de los inconvenientes reales de la ciudadanía, enzarzarse en riñas autorreferenciales, y es un fallo grave del señor Aragonès negar la asistencia que ciertos, pensando mucho más en el país que en nuestros intereses de tipo político, le garantizamos", ha criticado.

Illa ha defendido prosperar el autogobierno punto por punto con lealtad, con proyectos inclusivos y rehuyendo de maximalismos, y ha lamentado que el independentismo fije "horizontes inviábles" en los que, a su juicio, se ampara para no gobernar.

"No hace 50 años ni diez años, un presidente de la Generalitat mencionó que el autogobierno era un obstáculo para la independencia", dijo en referencia al expresidente de la Generalitat Quim Torra, frente a eso que ha defendido la intención de Catalunya de autogobernarse, en sus expresiones.

Illa ha reivindicado la "épica del rencuentro" y el diálogo, que cree que debe darse tanto en Madrid, con el Gobierno, como en Catalunya, con un diálogo que ponga de manifiesto la pluralidad de opciones políticas en Catalunya, explicó.

Ha defendido "no soliciar permisos pero tampoco obsequiar nada" en la financiación autonómica y ha llamado a emprender una reforma de la administración de la Generalitat --con 33.000 euros de gasto no financiero este año-- con inversiones y novedades en su eficacia.

El líder del PSC asimismo ha instado a la Generalitat a ejercer las competencias que tiene atribuidas, a asumir responsabilidades y a no dejar la silla vacía en las negociaciones: "En Catalunya se destaca la civilización de la protesta. Nada es culpa nuestra, todo es España, de todo el mundo o de quién sea", ha ironizado.

Se ha referido, específicamente, a las críticas a Renfe del vicepresidente de la Generalitat, Jordi Puigneró, al que ha instado a firmar el contrato programa sobre para integrar trenes nuevos al servicio de Rodalies en Catalunya.

"Usted no desea firmar pues desea que las cosas vayan mal. Usted desea que Rodalies vaya mal. Le he visto alentar a que la multitud no pague billetes y en el momento en que el Gobierno afirma que es gratuito, se protesta", ha criticado.

Además, ha advertido de que en los Ferrocarrils de la Generalitat de Catalunya (FGC) asimismo "caen bastantes árboles en la vía", una vez que Puigneró haya ensalzado el servicio de FGC en oposición al de Renfe en múltiples oportunidades.

A las jornadas han asistido la representante del PSC en el Parlment, Alícia Romero, y la del partido, Elia Tortolero, al lado del secretario primero de la Mesa del Parlament, Ferran Pedret, que ha estrenado el acto, y otros miembros del congreso de los diputados del conjunto parlamentario del PSC-Units.

También han acudido el expresidente del Senado Manuel Cruz y la representante del PSOE en el Senado, Eva Granados; el primer teniente de alcalde del Ayuntamiento de Barcelona, Jaume Collboni, y el exdiputado de Catalunya Sí Que Es Pot Lluís Rabell, entre otros muchos.

Más información

Illa (PSC) ve una ofensa a los catalanes la "riña incesante" en el Govern