• miércoles 8 de febrero del 2023

Rosalía desata la disparidad en su primera noche en Barcelona en el 'Motomami World Tour'

img

Desgrana los temas de su nuevo 'Motomami' y repasa enormes éxitos de su repertorio

   BARCELONA, 24 Jul.

   La artista catalana Rosalía ha liberado la disparidad este sábado durante la noche frente a un público de 17.000 personas y en un Palau Sant Jordi de Barcelona que vendió todas y cada una de las entradas tanto para el concierto de esta noche para el que va a ofrecer el domingo en la da un giro mundial 'Motomami World Tour'.

   Frente a un público entregado y puntual que a las 21.30 ahora coreaba su nombre en frente de un ámbito aún vacío, Rosalía ha aparecido entre sonidos de motores y hizo aloquecer a los ayudantes en el momento en que se ha sacado el casco que llevaba descubiréndose la cara para abrir por todo lo prominente el concierto con 'Saoko'.

   Vestida en colorado y cuero con una falda corta, chaqueta y botas altas de interfaz, el pelo recogido en 2 largas trenzas y al lado de ocho bailarines, ha entonado 'Candy' y 'Bizcochito', consecutivas por las armonías bachateras de 'La Popularidad', fruto de la colaboración con el canadiense The Weeknd, y ha arrancado los chillidos del público en el momento en que, sin dejar de derrochar estilo, se puso unas lentes de sol antes de los primeros versos.

   Fué en el momento en que se quedó sola en el ámbito con una guitarra eléctrica y bajo la luz de un foco que se ha dirigido al público en catalán para expresar su agradecimiento a esos que le han seguido desde sus principios, con los álbumes 'Los ángeles' (2017) y 'El Mal Estimar' (2018).

   Antes de interpretar 'Dolerme', la artista, natural de Sant Esteve Sesrovires, ha compartido que accionar en Barcelona le resulta particular: "Me hace mucha ilusión estar en el hogar y cantar. Para mí, cualquier ámbito es un espacio sagrado, pero no sé por qué razón este siempre y en todo momento me hace feliz. Muchas gracias por ocupar el Sant Jordi conmigo".

   Tras vencer con la vigorosa 'Bulerías', le dió una pista al público de la canción que proseguía en el momento en que ha preguntado 'Si yo digo 'motocicleta', tú afirmas?' para enseñar la que bautiza su nuevo álbum, 'Motomami', seguida por la sentida 'G3 N15', encargada de su sobrino, que ha cantado claramente conmovida.

   El concierto cambió de registro con 'Hermosa', la animada colaboración con la rapera dominicana Tokischa, y Rosalía ha bajado al público con la ineludible 'La noche de ayer por la noche', colaboración con el puertorriqueño Bad Bunny, a lo largo de la que fué pasando el micrófono a ciertos agraciados de las primeras filas a fin de que se sumaran a cantar con ella.

   Una vez que el ámbito se haya teñido de luz roja con 'Demonio', desde el piano ha interpretado entre los temas mucho más relevantes y también icónicos del nuevo álbum, la sensual 'Hentai', con la que consiguió que una cantidad enorme de personas cantaran a un mismo son, y de este modo han seguido con 'Pienso en tu mirá' y con una versión de 'Perdóname', original de La Factoria con Eddy Lover.

   La artista cambió su falda corta por otra grandiosa negra y extendida, de sobra de diez metros y con la que ha inundado todo el ámbito, en el momento en que fué el momento de la solemne 'De plata', seguida por 'Abcdefg', y le hizo un guiño al público barcelonés con 'Millonària', su única canción en catalán.

   El reggaeton y los ritmos latinos llegaron a través de 'La combi Versace', otra colaboración con Tokischa, 'TKN', firmada al lado del rapero estadounidense Travis Scott, 'Yo X Ti, Tu X Mi', que tiene al lado de Ozuna, y llevó a su lote la 'Gasolina' de Daddy Yankee antes de obsequiar 'Despechá', que aún no ha anunciado pero que los entusiastas ahora demostraron comprender a perfección, tal como 'Aislamiento' y 'Chiri'.

   En una incesante exhibición de fuerza y talento, mantuvo el listón prominente mezclando ciertos de sus primeros enormes éxitos con otros del nuevo álbum, con 'Blinding Lights', asimismo con The Weeknd, 'Como una G', el himno 'De mala manera', 'Desvarío de excelencia', 'Los Ángeles' y 'Con Altura', a lo largo de las que no paró de bailar y desplazarse adueñándose del recinto y conquistando al público.

   Tras dejar unos minutos el ámbito, ha reaparecido en monopatín para sellar la noche con los 'vises' 'Chicken Terikayi', 'Sakura', que ha destinado a la pareja flamenca Lole y Manuel, y  'CUUUUuuuuuute', con la que ha acabado un concierto de sobra de 2 horas y por todo lo prominente frente a un público encantado y satisfecho que la ovacionaba y la inmortalizaba con las cámaras de sus teléfonos.

   Tras su doble cita en la ciudad más importante catalana, la estrella proseguirá su da un giro, que tiene un aparato técnico de cien personas que la acompañan por los 16 países del tour, que comenzó el pasado 6 de julio en Almería y del que se va a despedir el 18 de diciembre en París (Francia).

Más información

Rosalía desata la disparidad en su primera noche en Barcelona en el 'Motomami World Tour'