Crónica Cataluña.

Crónica Cataluña.

Aragonès pide no condenar a los cruceros y mejorar su sostenibilidad.

Aragonès pide no condenar a los cruceros y mejorar su sostenibilidad.

El presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, ha pedido no criminalizar al sector cruceros y trabajar en su sostenibilidad para revertir sus externalidades negativas sin afectar a los empleos que genera. La diputada de la CUP Eulàlia Reguant ha reprochado a Aragonès su actitud ambigua ante los efectos del sector cruceros en la presión turística de ciudades como Barcelona, Tarragona y Palamós. Aragonès ha dicho que admite las externalidades negativas, pero que no se debe criminalizar toda una actividad o a los consumidores.

Reguant ha destacado la sensación de que el Govern está permitiendo que la turistificación continúe a velocidad de crucero, expulsando a los residentes de sus barrios por el aumento del coste de la vida y de la vivienda. Jéssica Albiach, líder de los comuns en el Parlament, ha insistido a Aragonès en la necesidad de reducir a la mitad los cruceristas que llegan a Barcelona para evitar llegar a los 3,5 millones en 2030.

Aragonès ha dicho que se estudiarán límites a los cruceros junto al Puerto de Barcelona y el Ayuntamiento de Barcelona, pero ha recordado que el Govern no puede restringirlos porque se lo impide la ley portuaria, y que el Puerto de Barcelona convocará la comisión institucional para la sostenibilidad de los cruceros esta semana.

En otro tema, el primer secretario del PSC, Salvador Illa, ha afeado a Aragonès la retirada de la defensa jurídica de 12 agentes de los Mossos d'Esquadra que denunciaron agresiones de manifestantes durante el traslado entre cárceles del 20 de enero de 2018 de los líderes del 1-O. Illa ha pedido una rectificación para que el Govern no deje sin defensa a los servidores públicos y responsabilidades por el desamparo a los agentes. Aragonès ha argumentado que la Generalitat defiende a sus servidores públicos "cuando hay lesiones acreditadas".

En la sesión de control, el líder de Cs en la cámara catalana, Carlos Carrizosa, ha instado a Aragonès a velar por el uso equitativo de catalán y castellano y de un mayor uso del inglés. Aragonès ha contestado que lo que quiere el partido naranja es "mantener un ideal de sociedad monolingüe".

Ignacio Garriga (Vox) ha señalado al Govern por la inseguridad en las calles y el efecto llamada que genera la inmigración ilegal, mientras que Aragonès ha acusado a Vox de aprovechar las debilidades coyunturales para construir discursos contra los valores democráticos.